Siete talleres de reciclaje

Si te gusta compártelo...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Email this to someone
email

Sellos

MATERIALES

–        Cuter

–        Pintura

–        Corcho de la botella

DESARROLLO

Cogeremos los corchos y con el cuter recortaremos en uno de los lados, cortar la figura que queramos sellar (como vemos en la siguiente figura). La pintura la echaremos en un folio y luego, con el corcho mojaremos y ya podremos sellar donde queramos.

A TENER EN CUENTA

Es un taller un poco peligro para niños, por la utilización del cuter, se puede adaptar y hacerlo con tijeras.

Cajitas

MATERIALES

–        Caja de metal

–        Papel de cocina

–        Cola blanca

–        Pinceles

–        Pintura

DESARROLLO

Limpiaremos la caja y los bordes que puedan cortar los eliminaremos, bien metiéndolos para adentro o cubriéndolo con celo. Luego embadurnaremos la caja de cola y pegaremos en ella el papel de cocina, para que quede muy resistente. Cuando esté completamente seca la cola, pasaremos a pintarla de los colores que queramos, bien con témpera o con sprays.

Podemos hacer también unas tapas para las cajas, con un trozo de cartón del mismo tamaño que el agujero de la caja, lo cubrimos también de cola con trozos de papel de cocina y la pintaremos.

Botes de Lápices

MATERIALES

–        Bote de refresco

–        Pintura

–        Pinceles

–        Cola blanca

–        Papel de cocina

–        Lija

–        Cuter o abrelatas

DESARROLLO

Comenzaremos cortando, o pidiendo que nos corten la parte de arriba del bote. Lo forraremos con celo para no cortarnos. Luego lo cubriremos todo con papel de cocina pegado con cola blanca para que quede una masa dura, lo dejamos secar y cuando esté completamente seco, lo lijaremos para que quede liso y suave, seguidamente pasaremos a pintarlo con los colores que queramos.

Joyeros

MATERIALES

–        Caja de quesitos

–        Cola blanca

–        Pinceles

–        Pinturas

–        Pasta (macarrones, fideos, caracolas,…)

DESARROLLO

Primeramente pegaremos la pasta queramos en la parte que utilizaremos de tapa de ese joyero, cuando esté completamente seco, comenzaremos a pintarlo, toda ella, la caja y la tapa, podemos utilizar témperas, o para que se pinte todo, entre la pasta, es mejor pintarlo con sprays. Solo nos quedará dejarlo secar.

Servilletero

MATERIALES

–        Rollo de cocina

–        Pintura

–        Pinceles

–        Tijeras

–        Cartón

DESARROLLO

Comenzamos recortando el trozo que queramos del rollo de cocina, según el tamaño que queramos de servilletero. Luego lo pintamos y le dibujamos, cuando estén secos unos ojos, boca y nariz. Recortaremos, por otro lado, un triángulo que hará de sombrero.

Solo nos quedará pintar el gorro y meter la servilleta. Una vez metida, le extendemos los lados, para que quede mejor.

Tambor

MATERIALES

–        Caja de quesitos

–        Palo de los de los zapatos, o de los chinos, a lo malo un lápiz largo

–        Lana

–        Pasta de sopa, macarrones o corcho

–        Papeles de colores

–        Tijeras

–        Pegamento

DESARROLLO

Atravesaremos  la caja con el palito y lo fijaremos por dentro, con pegamento, o cola, para que no gire.

Luego pasamos dos cabos de lana en los laterales de forma que cuelguen hacia fuera y le atamos en los extremos que cuelga la pasta que deseemos. Posteriormente tapamos la caja y la cerramos con celo. Por último la forramos y la decoramos como nosotros queramos.

POSIBILIDADES SONORAS

Cogemos el instrumento por el palo y lo frotamos entre las manos. La pasta golpeará la caja y se producirá el sonido.

Pato

MATERIALES

–        Cola blanca

–        Pinceles

–        Pipas y semillas

–        Pinturas

–        Plastilina

DESARROLLO

Comenzaremos moldeando la plastilina, haciendo como figura un pato del tamaño que queramos, tendremos que hacer el cuerpo, la cabeza y un pico. Seguidamente aplicamos suficiente cola blanca por toda la superficie del pato, y pegamos en la parte de la cabeza y la parte superior del cuerpo, las semillas negras, y por la parte de arriba del cuerpo, pegaremos las pipas, haciendo hileras, primero un lado y luego el otro. Luego pegaremos una semilla redonda, por ejemplo una lenteja, en el lugar del ojo. Cuando esté seco, pintamos la cola del pato y el pico