Trabalenguas II

Si te gusta compártelo...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Email this to someone
email

Pepe peina pocos pelos

pero peina peluqueros,

peina peine Pirámide

pero pocos pelos peina.

 

Recia la rajada rueda,

rueda rugiendo rudamente rauda

rauda rueda rugiendo rudamente la rajada rueda.

¡Rueda rauda, recia rueda,

rauda reciamente rueda!

¡Rueda recia, rauda rueda, rugiente rajada rueda!

 

Mariana Magaña desenmaraña

mañana la maraña que enmarañará

Marina Mañara.

¿Desenmañará mañana Mariana Magaña

la enmarañada maraña que enmarañó

Marina Mañara?

 

Venancio vendía bonitas boinas, bonitas, baratas,

embalaba baberos, bolillos, botas bellas

y boinas buenas.

Besaba Venancio a la bebita babosa,

baleaba valientes bandidos brabucones

y basta verle botar barquitos

que bien navegaban para brindar

por barloventosa ventura.

 

Memo Medina mimaba melosamente

al minino de su mamá Manuela,

mientras Modesto, muchacho moreno,

remontaba las cumbres a lomo de mula

comiendo y mascando

 

Jamás juntes a jinetes con los jóvenes germánicos

ni generes germicidas, ni congeles gelatinas,

ni ajusticies a Juristas en sus Juntas Judiciales.

 

En el peral de Pedro aparecieron pocas peras

porque los perros pudieron rescatarlas

a pesar de las pedradas que con poca

puntería les propinaba Paco.

 

Catalina cantarina, Catalina encantadora:

– Canta, Catalina, canta,

que cuando cantas me encantas!

Y que tu cántico cuente un cuento

que a mí me encanta.

¿Qué cántico cantarás, Catalina

cantarina?

Canta un cuento que me encante,

que me encante cuando cantes.

Catalina encantadora, ¿Qué cántico

cantarás?

 

Corazón de chirichispa

y ojos de chirichispé:

tú que me enchirichispaste,

hoy desenchiríspame.

 

Doña Panchívida

se cortó un dévido

con el cuchívido

del zapatévido.

Y su marívido

se puso brávido

porque el cuchívido

estaba afilávido.

 

Si tu gusto gustara del gusto

que gusta mi gusto,

mi gusto gustaría del gusto

que gusta tu gusto.

Pero como tu gusto

no gusta del gusto

que gusta mi gusto,

mi gusto no gusta del gusto

que gusta tu gusto.

 

Me han dicho

que has dicho un dicho,

un dicho que he dicho yo,

ese dicho que te han dicho

que yo he dicho, no lo he dicho;

y si yo lo hubiera dicho,

estaría muy bien dicho

por haberlo dicho yo.

 

Mariana Magaña

desenmarañará mañana

la maraña que enmarañara

Mariana Mañara.

 

No me mires que nos miran,

nos miran que nos miramos,

miremos que no nos miren

y cuando no nos miren

nos miraremos,

porque si nos miramos

descubrir pueden

que nos amamos.

 

Los cojines de la Reina.

Los cajones del Sultán.

¡Qué cojines!

¡Qué cajones!

¿En qué cajonera van?

 

«Esta es la llave de la casa!»

la casa está en la plaza,

en la casa hay un cuarto,

dentro de el cuarto hay un piso,

ensima de el piso hay una mesa,

encima de la mesa hay una jaula,

dentro de la jaula hay loro que canta y dice:

de loro en jaula, jaula en mesa, mesa en piso,

piso en cuarto, cuarto en casa, casa en la plaza

«esta es la llave de la casa».

 

Tras tres tragos y otros tres,

y otros tres tras los tres tragos,

trago y trago son estragos,

travesuras de entremes,

trapola tramo y tragon,

treinta y tres tragos de ron

tras trozos de trucha extremo,

en un tris los truene el trueno.

 

Por una ladera abajo iba una bifigafa con siete bifigafitos.

Se cayó un bifigafito.

Por ir a coger al bifigafito

se cayó la bifigafa.

 

Las tablas de mi balcón mal entablilladas estan.

Llamen al entablillador que las desentablille

y las vuelva a entablillar mejor,

que ya se le pagará como buen entablillador.

 

Pedro Pablo Pérez Pereira

pobre pintor portugués

pinta pinturas por poca plata

para pasar por París.

 

Parra tenía una perra

y Guerra tenía una parra.

La perra de Parra rompió

la parra de Guerra.

Entonces Guerra cogió una porra

y mató a la perra de Parra.

 

El volcán del parangaricutirimicuaro

se quiere desparangaricutirimicuarizar,

el que lo desparangaricutirimicuarice

será un gran desparangaricutirimicuarisador.

 

El suelo esta encuadriculado.

¿Quién lo desencuadriculará?

El desencuadriculador que lo desencuadriculó

buen desencuadriculador será.

 

Buscaba el bosque Francisco,

un vasco bizco, muy brusco,

y al verlo le dijo un chusco,

¿Busca el bosque, vasco bizco?

 

Tengo una gallina pinta pipiripinta

gorda pipirigorda pipiripintiva y sorda

que tiene tres pollitos pintos pipiripintos

gordos pipirigordos pipiripintivos y sordos.

Si la gallina no hubiera sido pinta pipiripinta

gorda pipirigorda pipiripintiva y sorda

Los pollitos no hubieran sido pintos pipiripintos

gordos pipirigordos pipiripintivos y sordos.

 

Tengo una chiva etica peletica pelin pin petica pelada,

peluda pelin pin puda que tiene tres chivitos eticos peleticos

pelin pin peticos pelados peludos pelin pin pudos.

Si la chiva no fuese etica peletica pelin pin petica

los chivitos no fueran eticos peleticos pelin pin peticos

pelados peludos pelin pin pudos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *